Top

Consumo consciente: 3 principios que nos enseñó la cuarentena

Consumo consciente: 3 principios que nos enseñó la cuarentena

A esta altura todos estamos de acuerdo con algo: la cuarentena cambió nuestros hábitos. Y más allá del uso de tapabocas y continuo lavado de manos, el COVID-19 modificó muchos de nuestros comportamientos, incluso aquellos relacionados a temas administrativos. Hoy, como nunca antes, se habla de compras inteligentes y de consumo consciente.

Si bien es cierto que al principio de la cuarentena hubo un incremento de compras nerviosas en los distintos países, al pasar de los días empezó a surgir entre los consumidores un mayor análisis al momento de comprar. ¿A qué se debe este cambio de comportamiento? Analistas aseguran que la incertidumbre de no saber si podremos volver a la normalidad que antes conocíamos, hace que consideren otros criterios al momento de comprar como “cuánto tiempo me beneficiará esta compra”, “me generará otros gastos o me ayudará a disminuirlos”, “a largo plazo me ahorrará tiempo y dinero”, “realmente es necesario”.

Principios para un consumo consciente

Aunque estos principios están orientados a consumo prioritario como alimentación, educación, salud y servicios, se pueden aplicar también para otro tipo de compras, lo importante siempre será planificar, proyectar y administrar lo mejor posible los recursos que tengamos.

Planifica tu abastecimiento

¿Qué tienes en casa? Verifica qué alimentos tienes, cuáles hacen falta y planifica cuánto necesitas comprar realmente para cubrir el mes tomando en cuenta el número de personas en casa.

Ten en cuenta también los siguientes criterios:

  • Haz un menú de varios días y planifica cómo puedes utilizar los insumos que tienes en casa.
  • Dale prioridad a las comidas que puedas hacer con ingredientes que estén próximos a vencerse.
  • Compra solo aquello que te haga falta para completar los platos del menú.
  • De preferencia compra productos frescos y de temporada, te saldrán más económicos.
  • Opta por alimentos que fortalezcan tu sistema inmunológico.

Administra bien los alimentos y reduce los desperdicios

Una vez planificada la compra, llegó la parte de administrarla de forma consciente y de reutilizarla siempre que se pueda como una forma de reducir desperdicios.

Para ello ten en cuenta los siguientes tips:

  • Calcula bien las porciones al momento de preparar las comidas, así como al momento de servirlas.
  • Si quedó comida no la botes, reutilízalas o dónalas.
  • Organiza la nevera y la alacena de forma que los alimentos menos frescos o próximos a vencerse queden adelante y a tu vista.
  • Ten tu propia huerta y siembre aquellas hortalizas que utilizas. De esa forma solo tendrás las que realmente utilizas.

Consumo consiente: servicios justos

Un uso adecuado de los servicios básicos como agua, electricidad y gas, es igual de importante para administrar bien tus finanzas y, no menos importante, una excelente forma de conservar el planeta. Para lograrlo, toma en cuenta esos puntos:

  • Aprovecha la luz natural y apaga todas las luces al salir de las habitaciones.
  • Opta por bombillas LED, que consumen un 90 % menos energía.
  • Desconecta los electrodomésticos que no utilices.
  • Lava solo cuando tengas suficiente ropa como para una carga completa
  • Vigila que no haya fugas de aguas en grifos e inodoros.
  • Apaga y desconecta tu computadora portátil una vez termines tu jornada de trabajo
  • Usa enchufes múltiples, pues ahorran energía.

¿Cuándo volveremos a la normalidad que conocíamos? No lo sabemos, lo que sí podemos asegurar es que estos hábitos deberían quedarse por un buen rato. El consumo consciente no solo le hace bien a tu bolsillo también al planeta.